No se deje engañar por las cinco estafas más comunes

Wednesday, February 4, 2004
Los ancianos que son residentes de Texas son una prioridad para la Procuraduría General, no solo durante esta semana de protección al consumidor, sino que durante todo el año. Una de mis más grandes preocupaciones, y la razón por la que comenzamos a enviar estas alertas a los ancianos hace más o menos un año, es que los ancianos necesitan recibir información a tiempo para protegerlos de las estafas comunes. Una vez que la persona ha sido víctima de un estafador es muy difícil recuperar el dinero perdido. El sólo hecho de conocer las estafas muchas veces es suficiente protección para prevenir que alguien pierda sus ahorros de toda la vida. A continuación encontrará información acerca de cinco de las estafas más comunes que se enfocan en los ancianos. No olvide que los detalles de las explicaciones y mentiras pueden cambiar. ¡Estos delincuentes son muy hábiles!

Las loterías extranjeras. ¡Usted no se ganó la lotería en el extranjero! Siempre que le pidan que envíe dinero para poder obtener sus ganancias en una lotería o concurso, DETÉNGASE. Es una estafa conocida como fraude de la cuota por adelantado. No tiene que pagar una cuota por adelantado para recibir las ganancias de una lotería o concurso verdaderos. No se deje persuadir o intimidar por una persona convincente.

Reparaciones a la vivienda. Tenga cuidado de las ofertas de mejorías a la vivienda inesperadas o no solicitadas, que van de puerta en puerta. Si es una oferta única, que sólo está disponible hoy o es una trato especial sobre los materiales que quedaron de otro trabajo, tenga el doble de precaución. Si su casa necesita reparaciones lo mejor que puede hacer es llamar a varias compañías de reparación de techos, de caminos de entrada u otras reparaciones a la vivienda en el área y revisar sus referencias.

El dinero sin dueño. En esta vieja estafa el delincuente le habla de una gran cantidad de dinero que encontró. Supuestamente, él necesita que usted le envíe dinero para asegurar el dinero que encontró y usted obtendrá una buena suma por ayudarle. Las señales de advertencia son: usted tiene que dar dinero para obtener dinero y una segunda persona, que se hace que no conoce a la primera, se presenta como “abogado” o “banquero” y confirma la historia del delincuente. Quizás y hasta le muestren muchos billetes de dinero. No les crea.

Robo de identidad. Esté alerta ante las personas que le piden su número de seguro social, de cuenta bancaria o tarjeta de crédito. Es sorprendente la cantidad de excusas que los defraudadores utilizan como razones para pedirle su información financiera personal, y las explicaciones podrían ser muy creíbles. Quizás le digan que son del FBI o de su banco y que están investigando un posible fraude a su cuenta. En realidad lo que quieren es COMETER el fraude a su cuenta. Nunca le dé información de este tipo a una persona que le llame.

Estafas de inversiones. Muchos ancianos que son residentes de Texas han perdido miles de dólares de sus ahorros participando en estrategias de inversión que no eran nada más que fraude de pirámides. Los presionados argumentos de un vendedor pueden engatusar a los consumidores a invertir en productos como el mercado de futuros de titanio o de la moneda, con la promesa de ganancias garantizadas. En realidad no existe tal inversión y los delincuentes sólo crean estados de cuenta trimestrales fraudulentos para hacer creer a la víctima que su dinero está aumentando dramáticamente.

Ayúdenos a dar a conocer estas y otras estafas o planes dirigidos a los ancianos que son residentes de Texas y visite nuestra nueva página de entrenamiento a los cajeros en nuestra página Internet para leer más a cerca de como nos estamos asociando con los bancos para proteger a los ancianos de la explotación financiera.

General Abbott's signature
Greg Abbott
Attorney General of Texas

Back
Revised: