Los dueños de casas para rentar y compañeros de habitación podrían ser víctimas de estafa de cheques falsos

Monday, January 7, 2008
Los texanos que están haciendo planes para compartir la renta de su casa o apartamento con un compañero de habitación durante el año nuevo o que quieren ofrecer su casa o apartamento a la renta deben estar alerta a una nueva versión de un viejo fraude de cheques falsos.

El Inspector Postal Federal recientemente informó que los propietarios de casas para rentar están siendo estafados por defraudadores que utilizan cheques falsos. Los administradores de grandes complejos de apartamentos y dueños de casas han sido el blanco de este fraude. Un propietario debería desconfiar si quien responde a su anuncio se comunica desde el extranjero, paga su depósito usando un cheque de cajero (posiblemente hasta ofrece pagar varios meses por adelantado), y después le pide al propietario que le devuelva parte del dinero por giro electrónico. Tales cheques en realidad son falsos, pero muy bien hechos.

Asimismo, las personas que usan anuncios para buscar compañeros de habitación deberían estar alerta contra esta estafa. Los compañeros de habitación basados en el extranjero envían un cheque de cajero por una cantidad mayor de lo acordado e inmediatamente piden que se les devuelva parte de tales fondos debido a una “emergencia de familia” u otra razón similar, pero simplemente están tratando de aprovecharse de la persona buscando un compañero de habitación.

A veces el estafador hasta le llama por teléfono a la persona que colocó el anuncio, para ser todavía más convencedor. Pero el resultado sigue siendo igual: Lo que quieren es separar al consumidor de su dinero.

Muchos consumidores equivocadamente piensan que es posible recuperar su dinero, pero los estafadores que cometen estos engaños casi siempre se encuentran en otros países. No obstante la cooperación con las autoridades en esas partes del mundo, es casi imposible capturar los estafadores que constantemente están en movimiento.

Los propietarios de casas y apartamentos y los que buscan un compañero de habitación, al ser contactados por una de estas ofertas simple y claramente deberían decir “no”.

General Abbott's signature
Greg Abbott
Attorney General of Texas

Back
Revised: